080 BARCELONA

SEGUNDA EDICIÓN “OFICIAL” DE 080 BARCELONA FASHION 

Madrid y Barcelona, o más bien sus administraciones, compiten por convertirse en capitales internacionales de moda. Probablemente lo impide la propia intervención política. Esto de las pasarelas lo dejaría en manos de los que controlan. A falta de un IMG que nos monte una Mercedes-Benz Fashion Week, pues lo hablaría con Mango o con Inditex, la moda española reconocida internacionalmente, y sin prejuicios. Pero hasta que eso ocurra en Madrid tenemos Cibeles, y en Barcelona 080. Lo que me gusta de Barcelona es que, en su momento, no tuvo problemas en cortar cabezas de un modelo que no funcionaba para comenzar desde cero, en este caso desde cero ochenta. Lo malo, que no supieron ver lo que ya tenían, el Circuit, una de las mejores plataformas de diseñadores emergentes que hemos tenido en toda Europa; se la cargaron y dieron la oportunidad a Madrid de crear El Ego. Lo que me parece un error es ese localismo camuflado de falso cosmopolitismo. En 080 solo desfilan diseñadores catalanes o afincados en Cataluña, algún extranjero y un invitado nacional, Alberto Tous, mallorquín. 

080 BARCELONA

Las firmas internacionales invitadas fueron Lutz, que hizo una retrospectiva de colecciones vistas en París, Petar Petrov que ya había presentado su colección masculina en París, y David Steinhorst que repitió la colección invernal que ya vimos en Londres. Esto lo puedo entender si estuviéramos en plena revolución industrial, pero estamos en plena era digital donde el acceso a todo lo que se hace en el mundo es inmediato. ¿Qué sentido tiene volver a ver las colecciones de estos diseñadores? Yo, al menos, prefiero ver algo exclusivo e inédito, de Cataluña o Jerez de la Frontera. 

080 BARCELONA

Las firmas catalanas que presentaron su colección en 080 fueron Zazo&Brull, Txell Miras, Gori de Palma, Bambi by Laura, Ebp, Nerea Lurgain, Manuel Bolaño, Andrea Llosa, Oscarleon, Martin Lamothe y Teresa Helbig. Hay que reconocer que el nivel medio de las colecciones es más constante en 080 que en Cibeles, donde podemos pasar de la horterada a la exquisitez en milésimas de segundo. Sin embargo, 080 mantiene un buen nivel medio de modernidad contemporánea. También fue invitada a desfilar Estrella Archs, una diseñadora de la que no he visto nada, pero he oído hablar mucho. Curioso, se hablaba de ella como la nueva diseñadora de Cacharel, se hizo casi oficial en la prensa española, y al final el puesto lo ocupó Eley Kishimoto. Después se anunció su presencia en 080, y en el último momento se anuló. Estoy empezando a pensar que es una especie de JT Leroy, que no existe. ¿Alguien ha visto su famoso desfile de París? Yo no, por favor, ¡¡enseñádmelo!!

080 BARCELONA

080 BARCELONA 

080 BARCELONA

La gran diferencia entre ambas ciudades es que mientras Madrid está obsesionada en el escaparate, en Barcelona se concentran en crear empresas. Con esta idea, la Generalitat ha creado el Proyecto Bressol. Un plan de 3 años para ayudar a jóvenes diseñadores  emprendedores a crear su propia empresa de moda. Los 10 diseñadores que componen la primera generación del Proyecto Bressol, plan de dinamización de la moda catalana, también presentaron sus colecciones en 080. Tres de ellos lo hicieron en desfile indiividual: Manuel Bolaño, Andrea Llosa y Nerea Lurgain. Los 7 restantes lo hicieron en desfile colectivo: Krizia Robustella, Cristina Lapi, Inmaculada Vallverdú, Lola Coello, Rosa Tartas, Estefanía Azahara y Arturo Guillén. En este caso, a la Generalitat le interesa recalcar la internacionalidad del proyecto, ya que entre los diseñadores seleccionados hay peruanos, italianos, catalanes, holandeses, oscenses, ingleses, mallorquines, ingleses, donostiarras o lucenses. Pues muy bien. 

080 BARCELONA

080 BARCELONA

Fotos: Estrop / Carles Cubos