Agrado Café: el brunch que se escapó de Pinterest

Cazador rutinario del BBB (bueno, bonito y barato) estás de suerte. La vértebra que separa Lavapiés de La Latina en Madrid tiene un flamante vecino: se llama Agrado Café y ya es (sin tú saberlo) objeto de deseo para tu feed de Instagram.

La polémica de la gentrificación en Lavapiés lleva un tiempo ardiendo de boca en boca. Y aunque no mola nada encontrarte una cadena de burgers en mitad del barrio, toparse con un sitio mono no hace daño a nadie. A Bar Paco y a Mercería Carmen sí les hace daño, estarás pensando. Sí, puede ser. Pero reconoce que a ti también te gusta ver nacer a un negocio donde triunfan el diseño y las ganas por encima de todo. ¿O no? Y si no que se lo digan a John y a Samuel, los chicos que han parido el local protagonista de hoy.

Agrado Café: el brunch que se escapó de Pinterest

Pandemia mundial. Cuarentena. Estado de alarma. Destrucción. Mascarillas, gel hidroalcohólico y contagio por aerosoles. Mientras tú te despertabas cada mañana del confinamiento y tenías que pararte un momento a pensar si estabas en tu cama o en un capítulo de Black Mirror, otros lo hacían planeando cómo comerse el mundo con su nuevo proyecto profesional. O, al menos, así lo hicieron John Miller y Samuel Rivas.

Agrado Café: el brunch que se escapó de Pinterest

De sus ideas nació una bonita cafetería junto a la plaza de Cascorro llamada Agrado Café. Un local que, como ellos dicen, «no es un local». Es más un estado de ánimo, una sensación, un viaje en el que te sientes a gusto, contigo y con los demás. Es mimarse. Pedirse un café y sentir su calor entre las manos. Saborear bien lento un aguacate cremoso, como merece. Sin prisa. Mirar a tu alrededor y que cada rincón te provoque paz. Ah, pero con los pies en la tierra. Así han conseguido un espacio de diseño que te hace sentir dentro de una foto de Pinterest, pero donde los desayunos (aparte de estar bien elaborados) manejan precios aptos para cualquier bolsillo.

Este proyecto nació junto a Kando David (de Kando Studio), quien se inspiró en el significado de la palabra ‘agrado’ para crear un universo de marca que incluye todo el concepto, desde el logo hasta el interiorismo. Y la unidad se nota. El cuidado por el diseño es la base del local. Tonos tierra que vienen de nuestra forma de ser y de hacer, y es que el color del espacio es un reflejo de toda esa paleta que define nuestras mañanas: la tonalidad del café, del origen, de la piel, del chocolate o de un bizcocho. Un lugar que combina a la perfección modernidad, diseño y tradición.

Agrado Café: el brunch que se escapó de Pinterest

Lo que más llama la atención de primeras son los murales laterales de Studio Fi creados por Koral Antolin, donde verás trazos del rostro y cuerpo humanos, rematados con una línea de plantas on top. Pero a nosotros se nos va el rabillo del ojo inevitablemente a las lámparas japonesas de Jaime Hayón que sobrevuelan una antiquísima mesa castellana que se han atrevido a pintar de azul. Por si fuera poco todo lo sirven sobre preciosas tablas de terrazo, así que la estampa queda de cuento.

Si te adentras un poco llegas a la segunda sala. En ella hay una barra para quienes quieran desenfundar el portátil y trabajar sin ruido junto a un café. Un poco más al fondo están los baños que, contra todo pronóstico, son de revista. Porque si lavarnos las manos es lo que más vamos a hacer este año, démosle un poco de glamour al asunto, ¿no?

Agrado Café: el brunch que se escapó de Pinterest

Imagen superior fotografía de @carlosalbaphoto

Una de las razones que les animó a lanzarse con la hostelería en plena pandemia fue una receta: la tarta de zanahoria de Amada, la madre de Samuel. Una fórmula que desafía los límites de la esponjosidad y que cubren con mucho acierto de un suave frosting (nada empalagoso). Con ella conquistaron la ciudad hace unos años, cuando solo la repartían en algunas cafeterías de Madrid. Triunfó tanto que decidieron dedicarle un local y venderla junto a repostería de su misma altura. Por eso el detonante más dulce de este negocio ahora comparte vitrina con tartas que van cambiando según la temporada. Como la cheesecake de guayaba, el pie de maracuyá o la tarta de chocolate con dulce de leche.

Agrado Café: el brunch que se escapó de Pinterest

¿Y el resto de la carta? Del desayuno más sencillo a la merienda de campeones. Lo que tú prefieras. Pero siempre con buenas opciones entre las que elegir (incluso para celiacos y veganos), unas más atemporales y otras con productos de temporada. Elige tostadas de diferentes panes (blanco, integral o multicereales) y con nombre propio. Como la Mestiza, que preparan con queso brie, arándanos y miel; o De La Reina, que es de ensaladilla pepiada (una cremosa mezcla de aguacate, pollo, limón y mayonesa típica de Venezuela). Para los golosos también las tienen dulces, junto a otras perdiciones como sus croissants, bizcochos y pancakes.

Agrado Café: el brunch que se escapó de Pinterest

No es casualidad que su brunch se llame ‘Felicidad’. Incluye tostada salada, tostada dulce (por ejemplo de Nutella, frutos rojos y plátano), yogur con frutas y granola, zumo de naranja natural y bebida caliente. Rico, barato y bonito (muy bonito). Si te falta algo más para llenar el buque ya tienes la excusa perfecta para agarrar un trozo de tarta o probar otra opción de su carta.

Agrado Café: el brunch que se escapó de Pinterest

Imagen superior: Samuel Rivas, uno de los propietarios de Agrado Café. Foto: @carlosalbaphoto

¿El café? Ecológico y feminista. ¿Y eso cómo se bebe? Pues con un proyecto internacional del que forman parte llamado @womenincoffeeproject. Un movimiento que pone todo su esfuerzo en educar a las productoras de café para sacar provecho a los cultivos potenciando la participación femenina en el gremio.

Agrado Café: el brunch que se escapó de Pinterest

Agrado Café es uno de esos lugares que aíslan cuerpo y mente, al menos durante unas horas, del caos y la incertidumbre que nos envuelve. Un lugar agradable donde venir a charlar con amigos mientras compartes un trozo de tarta, o simplemente donde sentarte mirada perdida y café en mano a pensar en tus cosas. Aquí se viene uno a estar a gusto. Ese es su objetivo. Y lo han conseguido.

Agrado Café: el brunch que se escapó de Pinterest

Veremos si con el tiempo este tipo de espacios que apuesta tan fuerte por sus ideas (y se lanza al vacío en plan ‘no hay dolor’ durante una pandemia global) consigue sobrevivir. A nosotros nos encanta Casa Paco, pero un hogar como Agrado… también.

Agrado Café: el brunch que se escapó de Pinterest


Fotografías: @bjromero (excepto dos indicadas)

——-

Agrado Café
Calle de Embajadores, 14 (Metro La Latina) Madrid
Tlf. 669 39 86 43
+ www.agradocafe.com

——-